Papa acepta la renuncia de tres obispos